Inteligencia animal y humana. Sentimientos


MADONNA. ¿Qué somos monos vestidos o humanos desnudos.?

Siempre me dejan absorto los comentarios de muchos cuando comparan sentimientos animales y humanos. Es que son tantos los que al hablar de sus conductas recalcan muy sabios ellos que no se trata de amor o emoción o lo que sea, sino mero instinto.

En cierta medida esas aseveraciones del vulgo en general y desgraciadamente de profesionales del mundo de la ciencia “pagados o sobornados”, me desesperan, me cabrean, porque no tienen la menor idea y sin embargo afirman ufanos que los animales no sienten amor, dolor, tristeza, no tienen idea de la muerte, todo es por “mero instinto”.

Y ahí queda pegada la premisa… Ya está, es así por que es así.

Sin embargo cuando Freud ahondó en el comportamiento humano, habló clarito de las reacciones instintivas, de la nebulosa respecto a los conceptos que tenemos de amor, emoción, muerte… De un acercamiento en definitiva a lo que somos, animales. Con todo el desconocimiento que ello conlleva y la dificultad de desentrañarlo ¿Qué se exclama? ¡Está loco! ¡Ese tipo era un enfermo! Etc.

Y qué curioso los humanos nos hemos pasado toda nuestra existencia observando a los animales e imitándolos. No existe ningún invento que no provenga de esta práctica. Volamos gracias a ellos, las máquinas se las debemos a ellos, la vida, la existencia, todo, lo que llamamos desarrollo, avances, todo está basado en el estudio de las demás especies. Le hemos robado sus mecanismos, le hemos robado sus argucias, sus sustancias, su lucha por la supervivencia. Sus terrenos, sus costumbres… Y ni que hablar de la especie vegetal, que nos han permitido jugar a los médicos y a químicos con sus productos.

Pero… hay algo que no saben ellos, después de años y años de observación, Jansenn, un excelente y desconocido biólogo, bioquímico e investigador libre que se halla en el ojo del huracán de los científicos acomodados, ha descubierto que los vegetales extraen sustancias de diferentes especies animales y vegetales para elaborarlas cuando con las propias no les son suficientes. Y que lo mismo sucede con los demás animales, que aparentemente no construyen para la “vista” humana artilugios a su estilo, pero a los sapiens se les ha pasado que están creando constantemente elementos nuevos.
Esto acabaría con al mito de que el hombre es el único animal superior capaz de desarrollar distintos elementos

Entonces salen cantidad de fantasmones hablando de la superioridad humana, que hasta les cuesta decir que se trata de una especie animal. Llegan a su casa y tienen un perro, le hablan, él conoce e interpreta más de 800 términos humanos ¿Cuántos términos han aprendido estos super sapiens de ellos? ¿Se atreverán a confesarlo?

Saldrán con lo de siempre, “es que lo de ellos no es inteligencia, es instinto”, por consiguiente: la ignorancia humana no es instinto, es inteligencia

This entry was posted in Uncategorized. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s